Más Pocoyós y menos manga - Conclusiones de Cartoon Forum 2010

Marc Vandeweyer, director general de Cartoon, la asociación europea de animación.
Cartoon Forum concluyó ayer en Sopron con la decisión conjunta de reforzar la animación europea, frente al empuje de las producciones japonesas y norteamericanas, tal y como informa Antonio Sánchez Solís para la Agencia EFE. "Que haya más Pocoyós y menos manga" podría ser uno de las frases que sintetizan esta voluntad común.
"Si Europa quiere situarse en el mundo de la animación, no se me ocurre otro camino que no sea la coproducción y el intercambio, porque los otros grandes mercados, estadounidense y japonés, compran muy poca animación que no sea propia", cuenta Xavier Romero, responsable de coproducción de animación de TV3, "el productor americano ya ha amortizado su serie y llega aquí [a Europa] y la regala". La nota positiva es que la animación ya avanza por ese camino, ya que tal y como explica Marc Vandeweyer, director general de Cartoon, la asociación europea de animación. "Hace 20 años sólo había producto japonés. Ahora el producto europeo es líder en el mercado europeo, con más del 50 por ciento".
En la edición de Sopron, las 62 propuestas presentadas suman un presupuesto de 153 millones de euros y una duración de 350 horas. Casi la mitad de las series presentadas están dirigidas a una audiencia de niños entre 6 y 9 años.
Desde su puesta en marcha en 1990, Cartoon Forum ha contribuido a impulsar la financiación de 430 series de animación europea.

btemplates

2 opinan:

Ale dijo...

Es una realidad, uno tiene que empezar a impulsar sus propias cosas y mostrarse al mundo. Está bien para empezar consumir cosas de afuera, tampoco se trata de renegar de lo que hacen los demás -sobre todo si es bueno- pero de a poco hay que ir desarrollando la cultura propia y todo lo que eso traemos con uno.

Creo que Europa finalmente lo entendió.

Descubriendo Canada dijo...

si en Europa quieren mas Pocoyo y menos manga iran por el camino equivocado. Pues Pocoyo, no es mas que una animacion aburrida, mal hecha, sin timing, y resulta poco menos que una mala carta de presentacion de la industria europea. Creo que Europa sabra encontrar un buen camino, pero no por el lado de pocoyo, sino nadie querra ver algo que venga desde el viejo continente.